Las posibilidades de “resucitar” el iPhone 6 de Diana Quer

El servicio de Criminalística de la Guardia Civil esperan poder encender el teléfono de Diana Quer para recuperar datos: “La única posibilidad de recuperar los datos en un teléfono iPhone -como el que tenía Diana Quer- es volver a ponerlo en funcionamiento, es decir, darle al ‘on’ y rezar por que se active” declaran los agentes.

El teléfono, que fue hallado ayer jueves por un mariscador en la ría de Rianxo, cerca del municipio de Taragoña, fue el lugar donde se registró la última conexión es la principal prueba y medio que tienen los agentes para intentar averiguar qué le pasó a la chica el pasado 21 de agosto cuando desapareció.

Según la Guardia Civil “Es posible hacerlo” y recuperar mucha información. “Hemos recuperado muchísimos teléfonos móviles en las mismas circunstancias, pero también ha habido casos en los que no ha sido posible. Los milagros no existen” sostienen desde Criminalística. La primera dificultad es el modelo del teléfono, un iPhone 6, que no permite recuperar circuitería por separado como si permite los Android de las partes que se encuentran en buen estado.

El problema no es el tiempo bajo el agua sino el estado de los circuitos, y su estado tras entrar en contacto con agua salada. Al iPhone 6 se le aplicará un tratamiento para este tipo de casos que se resumen en “trabajos de limpieza, eliminar óxido y todas las sustancias que se hayan podido adherir” en este tiempo y “será necesario ponerle una batería en condiciones”.

Tras este proceso, se pulsará el botón de “On” y ver si finalmente se enciende. Los agentes estiman un plazo de entre dos y diez días para finalizar el proceso de recuperación.

El servicio de Criminalística trabaja sobre los soportes físicos y estas fuentes dicen haberse enfrentado a retos “mucho más difíciles”. “Ha llegado de todo, discos duros rotos, móviles muchísimos, incluso piezas de circuito que no se sabía ni para qué servían y se ha terminado descifrando”. Este departamento mantiene acuerdos de colaboración con 12 universidades de toda España, pero en materia de formación. “En ningún caso se enviaría el teléfono a ninguna universidad para que lo trabajen ellos”, confirma.

Compartir