Sin eufemismos

Jaén, ciudad sin ley

Como tantas obras y proyectos cacareados por PP y PSOE, este proyecto fue vendido a bombo y platillo en 2002 por el PP de Jaén, ese que fue gobernado por el hoy secretario de Estado de Hacienda, el popular José Enrique Fernández de Moya; El proyecto consistía en crear un polígono industrial en Jaén capital. El polígono se llamaría “Parque Empresarial Nuevo Jaén”, y entonces las autoridades conservadoras rectoras de la ciudad promocionaron esta inversión con el dato de que más de 600 empresas habían manifestado su interés: Hoy día es un polígono fantasma, lleno de basura y escombros, y otro fracaso más a la ingente lista de fracasos de los políticos, locales y provinciales de un Jaén líder en desempleo, líder en pobreza infantil, líder en analfabetismo, y por tanto líder en miserias de España. Lo peor es que ningún político jiennense de enjundia ha sido siquiera llevado ante la justicia, ni siquiera la Fiscalía ha tenido el decoro de llamar a algún actor importante tanto del PP como del PSOE (ambos los que han “gobernado” –sería más propio escribir “desgobernado”- ) dicha malograda ciudad.

Una de las más de 200 parcelas fantasma que hay en dicho polígono tercermundista y anclado en el más estrepitoso fracaso, es la mega nave de Dhul, a medio construir, con muros peligrosamente derruidos. No llegó ni a construirse porque la familia Ruíz-Mateos entró en concurso de acreedores. Esos muros medio caídos, sirven hoy día para que grafiteros variados plasmen su arte urbanita y colorista.  El único color que llega aquí. Así mismo sirven para crear un espacio al aire libre de “cruising” de la comunidad gay, por cierto vilipendiada y relegada a la no visibilidad en una capital de provincia donde todos los negocios gays fracasan o acaban marchándose y cerrando, será porque tanto el PP como el PSOE les allanan tanto las burocracias, les apoyan tanto, les alientan tanto, se identifican tanto con ellos, que todos acaban cerrando, y la población gay acaba yendo a Granada o Málaga, porque en Jaén, no hay nada que hacer…Pero eso no importa, solo importa ver a Iceta (PSOE) y a Maroto (PP) hacer los bailecitos de rigor en cámara para conseguir votos del lobby gay y tenerlos así bien contentos y calladitos, total, “los muy idiotas ni protestan” pensarán los jerifaltes de organización de ambos partidos. Es pan comido. Se han acostumbrado los ciudadanos a callar y a no protestar, los tiene dóciles como querían…

Dicha parcela, la de Dhul, y sus aledaños, se han convertido en el estercolero y vertedero más grande de todo el polígono, por el capricho geográfico y el azar de los camioneros y furgoneteros, que poco a poco han ido creando escuela y consiguiendo crear un espacio tan decadente, sucio y deprimente que bien pudiera parecer cualquier paraje bombardeado de Bosnia, Siria o Yemen.

Las ratas y las alimañas visitan los montones de mierda y escombros, de vertidos ilegales hechos al  arbitrio de las autoridades y cuerpos de policía que han permitido, con su dejadez e ineficacia, que esto se desmadre hasta cotas vergonzantes, tercermundistas.

Lo malo es que a pocos metros de este lodazal de vertidos, escombros, basuras y podredumbre varia, hay alguna empresa de alimentación, incluso de productos farmacéuticos, y la insalubridad y ponzoña.

Ahora toca que todas esas administraciones y cuerpos policiales se echan los trastos a la cabeza, se culpan unas a otras, como siempre hacen desde hace 40 años,  y sigan propiciando este desastre medioambiental anunciado. ¿Hasta cuándo?

loading...